Podemos decir que el Futuro está aquí cuando el 61% de los usuarios de internet en México usan redes sociales, de los cuales casi 20% se conectan a través de dispositivos móviles. Aproximadamente un 90% habla sobre marcas y productos y una recomendación de compra hoy se hace a través de estos nuevos canales.

Oferta limitada, poca competencia, dos o tres cadenas de super mercado, cajas registradoras, etiquetas, largas filas, pago en efectivo; ¿le suena familiar? Así era la forma tradicional de ir al super hace 20 años. Además de los cambios inminentes y la evolución natural, estas características distan mucho de lo que significa hoy ir de compras.

Los cuestionamientos de hoy en día son diferentes ¿Se ha preguntado si en unos años será factible hacer el super mercado de manera habitual? ¿La explosión demográfica de la ciudad de México permitirá el aumento de cadenas comerciales? ¿El desplazamiento en las grandes metrópolis será posible? ¿Se continuarán usando las mismas estrategias para atraer al consumidor?

El consumidor ha experimentado severos cambios a través de los años, prueba de ello es que hoy en día ya se cuentan con al menos siete opciones para ir de compras, las cajas registradoras se sustituyeron por lectores de código de barras con el sonido particular al cobrar cada artículo; la pequeña etiqueta amarilla o roja hoy es obsoleta, las cajas de pago están tipificadas para ser más eficientes e inclusive segmentadas por tipo de consumidor, como personas de la tercera edad o con capacidades diferentes, en éstas mismas se pueden efectuar pagos de servicios; las mismas tiendas ofrecen también diversas formas de hacer el pago, como a través de un plástico, con el cual puedes hacer la lista completa del super a crédito o en una exhibición y al mismo tiempo retirar efectivo; aún con esta notable evolución, el super mercado tiende a ser virtual y a complementarse a través de otros canales no tradicionales de venta con un sin fín de alternativas más para llegar al consumidor.

En un mundo donde Facebook sería el tercer país más grande del mundo de ser medido por número de habitantes y donde las redes sociales son de gran influencia para el consumidor, definitivamente debemos comenzar a romper con el paradigma del super mercado.

A la llegada de la era digital, la evolución se aceleró y la tecnología impactó a empresas y consumidores. Ésta comenzó cuando los sitios web tuvieron su boom y las cadenas comerciales y las empresas, se vieron obligadas a acercarse al consumidor a través de esta vía. Por otro lado, conocer al consumido, sus gustos y preferencias, comenzó a ser más fácil y medible.

La aparición de los sitios web y los teléfonos inteligentes se sumó a la agitada vida cosmopolita, lo que provocó que las empresas voltearan a ver a los consumidores para brindarles una oferta de acuerdo a sus necesidades. Las propias cadenas comenzaron a buscar alternativas al canal tradicional y fue así que llegó la idea de evitar al consumidor pisar el super mercado, actividad tediosa e imposible para muchos. El primera paso fue a través del teléfono tradicional sumado a una infraestructura de entrega a domicilio, con lo cual se innovó en la forma de hacer el super, posteriormente los pedidos cambiaron para generarse vía electrónica y más tarde esta estrategia se adecuó a canales de venta no presenciales. Con ello el paradigma se rompe y el super mercado se acerca al consumidor, encontrando así puntos de venta en el mismo metro de la cuidad, parabuses o en la propia oficina.

Podemos decir que el Futuro está aquí, cuando el 61% de los usuarios de internet en México usan redes sociales, de los cuales casi 20% se conectan a través de dispositivos móviles. Aproximadamente un 90% habla sobre marcas y productos y una recomendación de compra hoy se hace a través de estos nuevos canales.

El futuro en voz de los actores: analistas, empresas y consumidores.

Los analistas ¿Qué dicen?

En las predicciones de Gartner, “Las 10 tendencias tecnológicas para el 2012”, la consultora es muy clara en demostrar hacia donde se dirigen las tendencias: el futuro es móvil y las empresas tienen que comenzar a actuar en este sentido.

David Cearley, Vicepresidente del área de Investigación de Gartner, explicó las 10 tecnologías estratégicas que “impactarán” en las empresas en los próximos tres años y recomendó a las organizaciones que las incorporen en su planificación estratégica a corto y medio plazo.

En México, la penetración del uso de Internet asciende al 36% de la población, 14% más que el año pasado según un estudio de la AMITI. Por otro lado, el uso de los Smartphone va en ascenso con un 58% de penetración, el doble que el año pasado, aspectos que demuestran que las tendencias de Gartner no son precisamente futuristas y al contrario, invitan a las empresas a responder de manera oportuna a los consumidores.

Entre dichas tendencias destaca el llamado “context-aware computing” (CAC) que sirve para utilizar información sobre el entorno del usuario como su ubicación y actividades para interactuar con él y ofrecerle servicios de forma proactiva.

En el periodo de 2012 a 2013, se popularizarán las herramientas CAC basadas en GPS, NFC (Near Field Communication), lectura de códigos, realidad aumentada, alertas proactivas o e-commerce. En 2014 a 2018, se consolidarán, entre otros, el contenido y las interfaces contextuales o los comportamientos anticipatorios.

Según estimaciones de Gartner, en 2015 el 40% de los usuarios de Smartphone permitirán a los proveedores de servicios contextuales que les localicen.

Para el 2015, Google, Microsoft, Nokia y Apple controlarán los hábitos digitales del 10% de la población mundial

Los consumidores ¿Qué quieren?

Se denomina a la generación “Y” a las personas nacidas aproximadamente entre el año de 1982 y 1995 o la generación .Net; dicha generación se caracteriza por vivir conectada y haber nacido en una generación donde el uso de internet cobró auge y la evolución fue muy notoria.

Esta generación cuenta con más de un gadget y no conciben la vida sin comunicación, movilidad, accesibilidad, interacción y eficiencia.

Han adoptado la compra de productos a través de smartphones y dispositivos móviles (tablets) en cualquier lugar y momento, aunque la PC aún conserva su hegemonía para el uso de Internet y redes sociales, la proliferación de teléfonos inteligentes está creciendo con mucha rapidez.

En materia de comercio electrónico, la Generación Y está más dispuesta a las compras en línea, recibir publicidad en sus teléfonos e incluso recibir información a cambio de beneficios en cupones o información. Campañas más personalizadas de valor agregado y a la medida del consumidor, es lo que esta generación prefiere a diferencia de las campañas tradicionales.

La experiencia de compra en este sector, también evoluciona rápidamente pues dichos consumidores están ávidos de conocer más características del producto, de comparar a través de nuevas herramientas, recibir promociones y por supuesto de hacer compras en línea. Si bien los datos aún no son determinantes, las tendencias así lo indican pues de un año para acá se muestran cambios sustanciales en las cifras de diversos estudios.

La generación Y se convierte en juez y parte de la era digital pues no solamente pertenece a un nuevo grupo de consumidores y de usuarios natos de la tecnología que busca la innovación de forma constante para su vida personal y profesional; si no que también es un tomador de decisiones potencial, el empresario o el emprendedor del futuro que sin duda permeará en su negocio o en una organización la gran necesidad de adoptar tecnología; sin duda la generación X tendrá que adaptarse a este factor.

La evolución, un must para las marcas

Al conocer las tendencias y las preferencias de los consumidores, las empresas tienen que actuar de forma inteligente, no sólo en diseñar estrategias innovadoras, sino en saber utilizar los datos de sus consumidores de manera eficaz y eficiente.

La pregunta de muchos analistas es si las grandes empresas sabrán capturar y utilizar de manera oportuna la información que arrojan las herramientas  de  esta  era,  es  decir  explotar  el potencial que hoy brindan los medios sociales para captar la atención de los consumidores, crear nuevas experiencias, compromiso con su marca y valor por el conocimiento que logran de su consumidor.

INTELIGENCIA DE MERCADO:

La Clave para la Nueva Era

La tecnología no solo brinda nuevas formas de comunicación para los consumidores y empresas, sino también nuevas formas de medir su impacto; las redes sociales crean conversaciones y estas pueden aplicarse en todos los ámbitos siempre y cuando sean usadas de manera eficaz, igual responden a la estrategia B2B o B2C de las empresas.

El medio para llegar a los consumidores ya se tiene con la penetración innegable de las redes sociales, sin embargo la cantidad de datos que se tienen que analizar puede llegar a ser contraproducente para la empresa si no se utilizan de la mejor manera.

La tecnología también ofrece herramientas para medir, analizar, evaluar, tomar decisiones y hasta diseñar estrategias que las empresas deben aprovechar para contar con una estrategia integral y medible.

La inteligencia de mercados es la clave para hacer de ese puñado de datos una estrategia que nos lleve a los resultados planteados por la organización y para llegar a las nuevas generaciones de consumidores. Si bien el término no es nuevo, la aparición de herramientas innovadoras, hace más fácil conocer el entorno del mercado

Antes que voltear a ver afuera, hay que mirar al interior de la organización y conocer la información propia del negocio que permita tomar decisiones y ser competitivo; conocer y analizar las ventas e inventarios, así como el comportamiento real de los productos; conocer los nichos donde tiene más penetración de modo que permita apalancar la toma de decisiones con herramientas innovadoras. La inteligencia de negocios será básica para plantear una postura de cara a los consumidores y a la propia competencia.

Analizar y conocer el entorno, cómo se mueve y qué sucede en éste es el segundo paso. A través del análisis, interpretación y difusión de la información de la industria y de los competidores, se puede detectar las amenazas y oportunidades y en consecuencia tomar decisiones.

Como tercer y último paso, dominando ya aspectos fundamentales como el comportamiento del mercado al interior y al exterior, la tarea final será escuchar al consumidor. Sus preferencias, inquietudes, necesidades y tendencias. La tecnología será una herramienta para hacer una investigación de mercado que permita crear una estrategia a la medida.

El resultado: Un análisis 360°

Hoy en día existen herramientas que permiten medir y analizar de manera integral los aspectos más importantes del mercado. La interpretación de los datos, será un aspecto  fundamental  para diseñar una estrategia. Una consultoría al respecto, siempre será una opción para utilizar de forma correcta el análisis realizado.

Canal Virtual

Uno de los tantos ejemplos del canal no presencial es Anaquel Virtual. Éste es una solución innovadora que habilita un nuevo canal de ventas permitiendo la compra en línea con dispositivos móviles a través del escaneo de códigos QR dispuestos en los productos ubicados en Anaqueles Virtuales u otros medios accedidos directamente por el consumidor.

Un canal de ventas no presencial, no se trata únicamente de un canal alterno de ventas ni, es la oportunidad de revolucionar la forma de vender, de entender al consumidor de la era tecnológica, innovando y montándose a las tendencia actuales.

Tener un canal de ventas como Anaquel Virtual brinda información sobre los consumidores que llegan al producto a través de este canal, sobre todo de sus hábitos y preferencias, haciendo posible la compra desde un punto de venta innovador.

Como se mencionó anteriormente, la clave para las empresas será conocer a este nuevo consumidor que se atreva a innovar en la forma de hacer sus compras; sin duda acercarse a él a través de la tecnología, permitirá trasladar las estrategias tradicionales a canales virtuales.

Un canal de ventas no presencial, no se trata únicamente de un canal alterno de ventas ni de se salirse del súper, es la oportunidad de revolucionar la forma de vender, de entender al consumidor de la era tecnológica. Se trata de innovar y de montarse a las tendencia actuales.

El Anaquel es sólo un componente de la inteligencia de mercados que aplicará de acuerdo a la estrategia de las cadenas y de los proveedores. Es otra opción que puede mezclarse con herramientas de promoción y brindar resultados antes impensables para las empresas donde la mayor innovación tecnológica, solía ser una caja registradora y se puede lograr a través de la gestión de canales de venta no presenciales.

Sin duda el futuro está aquí, el futuro nos ha alcanzado y estamos viviendo lo que parecía solo posible en películas de ciencia ficción.

La nueva era tecnológica nos seguirá sorprendiendo; no podemos quedarnos atrás e independientemente de la generación a la que usted pertenezca, ya debe comenzar a pensar como un consumidor real en era virtual.

Sobre Carvajal Tecnología y Servicios

Compañía de la organización Carvajal dedicada a integrar soluciones Tecnológicas y de Tercerización de procesos, para ayudar a nuestros clientes en la trasformación de sus negocios. Apoyamos procesos verticales y horizontales para facilitar a las empresas la focalización en el core de su negocio, mientras deja en nuestras manos los procesos que no son claves. Atendemos los sectores Salud, Gobierno, Educación, Telecomunicaciones, Recursos naturales, Financiero y Seguros, Consumo Masivo e Industria. Apalancándonos en nuestras Capacidades de Tercerización de Tecnología de Información, Tercerización Procesos de Negocio y Aplicaciones.

Fuentes Consultadas

• Gartner

• AMITI

• IDC

• Comscore